Austin's NPR Station
Play Live Radio
Next Up:
0:00
0:00
Available On Air Stations
En Español

Austin aprueba programa piloto de renta garantizada a familias con bajos ingresos

The front of Austin City Hall
Gabriel C. Pérez
/
KUT

Read this story in English.

El Concejo Municipal de Austin aprobó un programa piloto financiado por los contribuyentes para dar a determinadas familias y personas $1,000 al mes durante todo un año, sin condiciones.

La ciudad se ha asociado con la organización sin fines de lucro UpTogether, con sede en California, para distribuir más de $1.18 millones a 85 familias y personas que luchan por llegar a fin de mes. El objetivo del programa de ingresos garantizados sería ayudar a pagar los servicios públicos, el alquiler, el cuidado de los niños u otras necesidades no cubiertas.

La Oficina de Equidad de la ciudad y el Instituto Urbano, un grupo de expertos con sede en Washington, estudiarán la eficacia del programa. Tras el año de prueba, la ciudad podría repetir el programa.

La votación de la medida se retrasó a finales del mes pasado tras plantearse problemas legales y financieros. Los opositores argumentaron que la falta de especificidad del programa en lo que los participantes podían gastar el dinero era fiscalmente cuestionable, y que no era legal según la ley estatal.

Así que el concejo volvió a repensar la propuesta.

La Oficina de la Equidad propuso esta semana algunos límites para el programa, en concreto, la limitación de los beneficiarios. Los beneficiarios tendrían que demostrar que están en peligro de desahucio, que han tenido problemas para pagar las facturas de los servicios públicos o que pueden optar a una vivienda de apoyo reservada para personas que están saliendo de la situación de sin hogar.

Antes de la votación, el alcalde de Austin, Steve Adler, rebatió la afirmación de que el programa era un "regalo", argumentando en cambio que los residentes deberían verlo como "una inversión".

También dijo que el programa se centraría más directamente en la prevención de la falta de vivienda, citando los costos de la vivienda por las nubes de Austin y los problemas perennes en torno a la asequibilidad. Dijo que el programa proporcionaría a los hogares con más flexibilidad que otros programas de servicios sociales con reglas más estrictas sobre el gasto.

Adler también se opuso a los argumentos de que la falta de directrices de gasto podría llevar a malgastar el dinero de los contribuyentes.

"Me desanima la retórica de que esto es un regalo", dijo. "Creo que eso es tan engañoso y tan equivocado y demuestra una falta de comprensión".

Aunque la medida fue aprobada, la concejal del Distrito 10, Alison Alter, expresó cierta oposición. Ella dijo que entiende la necesidad del programa, pero que la ciudad debe centrarse en los salarios básicos de vida. Austin se encuentra actualmente en tensas negociaciones laborales con los socorristas y luchando para dotar de personal a los puestos de salvavidas de las piscinas públicas.

"No es una decisión que me tome a la ligera", dijo. "Creo que tenemos que invertir en las personas y en sus necesidades básicas, pero no estoy segura de que esta sea la forma correcta hoy, dado el momento en que nos encontramos".

La concejal del Distrito 6, Mackenzie Kelly, que expresó sus reservas sobre el programa el mes pasado e impulsó el retraso de su aprobación, no estuvo presente en la reunión del jueves; tampoco estuvo Leslie Pool, del Distrito 7.

UpTogether concluyó recientemente un programa piloto similar, financiado con fondos privados, sobre la renta garantizada. Se utilizó para administrar el programa de ayuda COVID de la ciudad, así.

En una conferencia de prensa antes de la votación, Ivanna Neri, director de asociación para UpTogether, dijo que los resultados preliminares del piloto de financiación privada mostró que todos los 125 participantes gastaron sus estipendios en las necesidades.

"Todas las personas utilizaron el dinero para cubrir sus necesidades básicas, como el alquiler, la hipoteca, los alimentos, la ropa y la gasolina, cosas que todos necesitamos", dijo.

Neri añadió que el programa también permitió a las personas ahorrar y pagar sus deudas. Más de la mitad de los 125 participantes pudieron pagar tres cuartas partes de su deuda, dijo, mientras que un tercio pagó su deuda por completo.

Si has encontrado valioso el reportaje anterior, por favor considera hacer una donación. Tu aportación paga todo lo que encuentres en KUT.org. Gracias por donar hoy.

Las traducciones de contenido selecto de KUT son posibles gracias al apoyo financiero de Texas Mutual Insurance Company, un proveedor de compensación de trabajadores.

Related Content