Austin Recorta Y Reinvierte El 5 Por Ciento Del Presupuesto De La Policía Y Promete Más Ajustes

Aug 13, 2020

Read this story in English

Austin acaba de recortar $20 millones del presupuesto de la policía de la ciudad, y los miembros del concejo prometen mayores reducciones el próximo año.

"Creo que este es sin duda el cambio más significativo en las prioridades de seguridad pública de Austin en generaciones", dijo el concejal Greg Casar después del voto unánime del jueves. "Este momento se ha producido a partir de un gran daño en la comunidad. ... Sabemos que hay mucho más que nuestra comunidad está pidiendo".

Sumado todo, el Concejo de la Ciudad aprobó el jueves identificar unos $150 millones - cerca de un tercio de los fondos de la policía - que podrían ser transferidos fuera de ese departamento o gastados en otro lugar. Es la primera vez en al menos seis años que el concejo no ha aumentado el presupuesto de la policía, que ha crecido un 50% desde 2013.

De los recortes inmediatos, unos $3.5 millones irían para la respuesta que los Servicios Médicos de Emergencia del Condado de Austin-Travis están dando al COVID-19. Otros $6.5 millones se destinarían a la asistencia para vivienda de personas que actualmente viven en la calle.

El Consejo de la Ciudad adoptó los cambios en el presupuesto de la policía al firmar un presupuesto de $4,200 millones antes del 1 de octubre, cuando comienza el año fiscal de la ciudad.

Un cartel pide a la Ciudad de Austin que desfinancie al departamento de policía, fuera del Palmer Events Center el miércoles.
Credit Gabriel C. Pérez / KUT

El presupuesto refleja un ligero aumento de los impuestos sobre la propiedad en el último año, unos $47 más en impuestos de la ciudad para el típico propietario de una casa. Pero los residentes podrían quedar enganchados  un aumento significativo de impuestos sobre la propiedad si los votantes aprueban en las elecciones de noviembre una medida para financiar un nuevo plan de tránsito regional, el Proyecto Connect.  

La mayoría de las personas que dieron su testimonio este miércoles instaron a los miembros del concejo a recortar el presupuesto del Departamento de Policía de Austin. Algunos invocaron los nombres de los que murieron o resultaron heridos recientemente por los agentes de policía: Mike Ramos, que fue asesinado por el oficial Christopher Taylor en abril, y el adolescente Brad Levi Ayala, que fue gravemente herido después de que un oficial le disparara en la cabeza con perdigones de plomo durante una protesta en mayo.

"Sean líderes audaces y valientes que vean el valor del cambio, que vean las oportunidades creadas por los fondos de la comunidad. Han visto los números, han escuchado nuestras demandas, pero ¿están escuchando?", dijo Katie Drackert, quien dio su testimonio en persona desde el Palmer Events Center. "Voten este presupuesto como si las madres de Mike Ramos y Brad Ayala estuvieran sentadas a su lado".

Desde junio, los residentes de Austin han exigido al concejo que reduzca significativamente los fondos del departamento de policía, que en los últimos dos años ha tenido un presupuesto anual de más de $400 millones. Los grupos locales de justicia racial eventualmente pusieron números específicos a sus demandas: Recortar entre $100 y $220 millones del presupuesto de la policía y utilizarlos para pagar varios servicios sociales, incluyendo viviendas para personas de bajos ingresos y para Salud Pública de Austin.

Gran parte de los recortes votados el jueves -unos $13 millones en ahorros únicos y recurrentes- vendrán de cancelar las próximas tres clases de entrenamiento de cadetes. El jefe de policía, Brian Manley, ha dicho que eliminar las clases haría que el personal del departamento volviera a ser lo que era en 2012.

"Creo que esto realmente representa una de las mayores amenazas a la seguridad de nuestra comunidad", dijo a los miembros del concejo la semana pasada.

Otra parte de los recortes incluye $2.8 millones en horas extras para los oficiales. En total, lo que el consejo votó para cortar de inmediato en el presupuesto de la policía este jueves asciende a aproximadamente el 5% del actual presupuesto de $434 millones.

"Realmente los admiro a todos por dar un paso histórico en la dirección correcta", dijo Chas Moore, co-fundador de Austin Justice Coalition (Coalición de Justicia de Austin), a los miembros del concejo el miércoles. "Este es un paso grande y pequeño al mismo tiempo".

Pero otros calificaron a los recortes como pasitos de bebé, y dijeron que se quedan cortos respecto a lo que muchos han pedido.

"Los insto a cavar más profundo y dar el valiente paso que finalmente pondrá a la gente en el centro de sus llamadas soluciones políticas", dijo Joshua Crutchfield a los concejales durante el testimonio público. "Reimaginar la seguridad pública no significa simplemente reorganizar los departamentos".

El jueves, el concejo aprobó mover nueve divisiones dentro de APD a otros departamentos de la ciudad o convertirlas en oficinas independientes. Esas divisiones, que incluyen a Asuntos Internos, Servicios a Víctimas y el Centro de Llamadas 911, representan aproximadamente $79.5 millones en fondos.

Las personas que brindaron sus testimonios el miércoles dijeron a los miembros del concejo que esos movimientos de fondos no equivalen a un verdadero "recorte" ya que el dinero sólo se está transfiriendo y no se está liberando para que sea gastado en otro lugar.

El concejo también acordó transferir unos $49 millones -repartidos entre los fondos de formación y horas extras y divisiones adicionales dentro de la oficina- fuera del departamento de policía y a un fondo de transición, que durante el próximo año se considerará qué hacer con él.

La ciudad también trasladará a los empleados de la sede de APD al centro de la ciudad y a otros edificios de la ciudad, aunque no se sabe cuánto costaría.

Los concejales planean reunirse antes de marzo para discutir y posiblemente aprobar más cambios en el presupuesto de la policía, incluyendo qué hacer con los millones que quedan en el fondo de transición. Al mismo tiempo, el gerente de la ciudad, Spencer Cronk, y su oficina han escuchado por varios meses al público y han consultado con el personal de seguridad pública sobre cómo debe ser la policía de Austin en el futuro.

Los grupos de justicia racial han advertido que no se debe esperar más tiempo para hacer reducciones sustanciales en el presupuesto de la policía por temor a que la ciudad pueda perder el impulso actual y la voluntad política para el cambio.

"Ahora tenemos un amplio apoyo de toda la comunidad para cambiar nuestras estrategias comunitarias sobre la policía hacia la atención comunitaria holística", dijo Maya Pilgrim, miembro de Communities of Color United (Comunidades de Color Unidas), en un mensaje de vídeo reproducido para los miembros del consejo. La organización ha pedido que el presupuesto de la policía se reduzca a la mitad y que la ciudad ponga parte de ese dinero a disposición como asistencia directa en efectivo para las familias afectadas por la pandemia del coronavirus.

El grupo también ha pedido que se asignen millones a la Oficina de Equidad de la ciudad. El jueves, el concejo aprobó gastar $3 millones en añadir 14 puestos en la Oficina de Equidad y en la Oficina de Supervisión de la Policía.

Para Pilgrim, "esto no se puede desperdiciar ni se puede retrasar. Sus palabras no deben ser huecas. Sus acciones no deben ser un escaparate".

¿Tienes un tip noticioso? Envía un correo electrónico a Audrey McGlinchy a audrey@kut.org. También puedes seguirla en Twitter en @AKMcGlinchy.

Si has encontrado valioso el reportaje anterior, por favor considera hacer una donación para apoyarlo. Tu aportación paga todo lo que encuentres e en KUT.org. Gracias por donar hoy.

Las traducciones de contenido selecto de KUT son posibles gracias al apoyo financiero de Texas Mutual Insurance Company, un proveedor de compensación de trabajadores.