Austin Recovery Dice Que No Puede Mantener Abiertos Centros De Rehabilitación Debido A COVID-19

Apr 27, 2020

Click here to read this story in English

Austin Recovery, una organización sin fines de lucro que provee tratamiento para el abuso de sustancias en el centro de Texas desde 1967, dice que está cerrando sus puertas debido al coronavirus.

En una carta al personal enviada la semana pasada, los miembros de la junta directiva de Austin Recovery dijeron que los problemas de financiación existentes en la organización se profundizaron aún más debido a la pandemia y que tomaron la decisión de descontinuar sus programas de tratamiento de pacientes internos y externos para adultos.

"Dadas nuestras actuales limitaciones operativas y de financiación, es sólo cuestión de tiempo hasta que nos quedemos sin dinero," escribió la junta. "No queremos ponerlos en riesgo de no pagar la nómina y eso es exactamente lo que sucederá si continuamos operando."

CONTENIDO RELACIONADO | En Austin, Los Que Dependen de Conexiones Reales Para Mantenerse Sobrios Hallan Apoyo En Internet

Austin Recovery dejó de aceptar pacientes el viernes para sus tratamientos de interacción y programas de desintoxicación en Rancho Hicks, que opera desde 1971. También descontinuará los programas de tratamiento ambulatorio en su centro de Edith Royal en la Avenida South Congress y en el Community First Village en el este de Austin. Todos su programas serán discontinuados para el 15 de mayo.

La presidenta de Austin Recovery, Lynn Sherman, dice que la organización sin fines de lucro ha tenido dificultades financieras durante la mayor parte de la década. Aunque ha sido una de las opciones más antiguas para el tratamiento de drogas o alcohol en Austin durante más de medio siglo, sigue siendo una de las pocas organizaciones sin fines de lucro.

Sherman dice que Austin Recovery ha dependido de contratos con el condado de Austin-Travis, que subvencionan el cuidado de personas de bajos ingresos que buscan tratamiento. El creciente déficit empujó a la organización sin fines de lucro a vender sus instalaciones de North Cross hace unos años, lo que redujo el número de camas para su tratamiento hospitalario y su capacidad para cubrir gastos. Además, Austin Recovery ha tenido tres rondas de reestructuración a nivel administrativo en los últimos 10 años. 

"Durante los últimos cuatro o cinco años, hemos estado luchando contra esto con un brazo atado en la espalda," dijo Sherman. 

Según explicó, recientemente, la organización sin fines de lucro buscó créditos puente sólo para pagar sueldos y tuvo que pedir prestados $500,000 contra sus instalaciones en Rancho Hicks para cerrar el año 2019. Aunque los esfuerzos de recaudación de fondos eran prometedores a principios de año, dijo Sherman, el COVID-19 cambió la perspectiva para el 2020.

"Tomamos la difícil decisión de cerrar, en lugar de tener que hacerlo en medio de una vorágine, donde no pagaríamos la nómina, no tendríamos dinero y básicamente tendríamos que dejar a la gente en la calle," dijo. "Y no estábamos dispuestos a hacer eso."

Sin embargo, no todos los servicios de la organización sin fines de lucro se suspenderán, aunque se ha rebautizado como Austin Recovery Network (Red de Recuperación de Austin). La asociación de esta organización con el Sistema de Escuelas Charter de la Universidad de Texas, que permite a adolescentes participar tanto en el tratamiento como en las clases de la escuela secundaria, continuará -en línea- por ahora. Y el grupo de ex-alumnos de Austin Recovery y los servicios del programa juvenil también conectarán a las personas que buscan ayuda a través de reuniones virtuales.

La co-directora general de Austin Recovery, Julie McElrath, dice que cree que estas reuniones han sido útiles para las personas aisladas, pero que espera que las reuniones en persona puedan retomarse de alguna manera en el futuro.

"La idea de que en este tiempo que estamos viviendo ahora podemos conectar a las personas que servimos virtualmente es crítica," dijo. "Creo que los servicios serán más necesarios ahora que nunca. Creo que cuando esto termine... volver al apoyo de persona a persona va a ser crítico."

Sherman dijo que es posible que algunos de los servicios en persona de la organización sin fines de lucro puedan regresar, pero no podía asegurarlo, a la luz de la incertidumbre financiera del futuro tanto para la ciudad como para el condado - que ya están experimentando los topes de ingresos exigidos por el estado.

"Vamos a intentarlo, pero lo hacemos en el entorno financiero probablemente más difícil," dijo. "Así que basta con decir que estamos lo suficientemente comprometidos para tratar de hacer que funcione, pero queda por ver si podremos o no unir las piezas."

Sherman añadió que espera que, cuando esta pandemia termine, se vuelva a prestar atención a los servicios de adicción y a la causa de muerte más prolífica entre los menores de 50 años antes del COVID-19: la sobredosis accidental.

¿Tiene un tip noticioso? Envíe un correo electrónico a Andrew Weber a aweber@kut.org. También puede seguirlo en Twitter @England_Weber.

Las traducciones de contenido selecto de KUT son posibles gracias al apoyo financiero de Texas Mutual Insurance Company, un proveedor de compensación de trabajadores.