Reliably Austin
Play Live Radio
Next Up:
0:00
0:00
0:00 0:00
Available On Air Stations

Un alumno de Pflugerville irá al Concurso Nacional de Deletreo en Español tras ganar en su localidad

Luis, un alumno de quinto curso, frente a un micrófono en un escenario de la escuela primaria River Oaks.
Becky Fogel
/
KUT
Luis, un estudiante de quinto grado en Copperfield Elementary, compite en el concurso de deletreo en español del ISD de Pflugerville, en el que ganó.

Read this story in English

Dos docenas de alumnos se sentaron en sillas de color granate en un escenario en River Oaks Elementary el sábado. Esperaban ansiosos, y un poco nerviosos, el comienzo del Concurso Anual de Deletreo en Español del Distrito Escolar Independiente (ISD, por sus siglas en inglés) de Pflugerville en el que pueden participar alumnos de tercero, cuarto y quinto.

El evento, que el distrito lleva celebrando más de una década, parece ser único en la zona de Austin.

"Somos el único distrito que conocemos en la región central de Texas que organiza un concurso de deletreo en español", dijo Jennifer Harrell, coordinadora de lenguaje dual del ISD de Pflugerville. "Y realmente se ha convertido en una fuerte tradición aquí".

Los estudiantes en la competencia representaron a once escuelas primarias con programas de lenguaje dual.

Uno por uno cada estudiante se acercó al micrófono en la parte delantera del escenario brillante. Sus familias, maestros y demás personal de la escuela esperaban con la respiración contenida mientras deletreaban cuidadosamente palabras que habían pasado los dos últimos meses practicando en casa y en el campus con los coaches.

"Es una lista bastante larga de palabras que tienen que estudiar, así que empiezan en octubre”, dijo Harrell. "Nuestros alumnos más aventajados suelen estudiar tres o cuatro veces por semana".

Uno de los coaches, Jonathan Macegoza, encontró la manera de tomarse un tiempo en la ajetreada jornada escolar para preparar a sus alumnos para el concurso de deletreo practicando durante el almuerzo.

"A veces incluso tenían el incentivo de practicar durante el recreo. No tienen por qué hacerlo, pero nosotros sí", explica el maestro de lengua dual de cuarto curso.

La lista de palabras que estudiaban los alumnos se dividía en seis niveles de dificultad. Palabras como "antiguo", "árbol" y "llave" entraban en la primera categoría, la más fácil. Algunas de las palabras de la categoría más difícil eran "clavicémbalo" y "otorrinolaringólogo".

La intérprete y traductora del distrito, Stephanie Sanyour, dijo que algo que hace que el Concurso de Deletreo en Español sea un reto es que los estudiantes deben aclarar cuándo están usando ciertas letras, como la "b" y la "v" porque suenan similares y los jueces necesitan saber cuál están usando. También tienen que incluir acentos en las letras correctas.

"Si dicen 'canción', ¿verdad? y dicen 'c-a-n-c-i-ó-n' y olvidan el acento, quedan descalificados", explica Sanyour. "Es muy triste ver eso porque se esfuerzan mucho".

Pero Macegoza dijo que incluso si los estudiantes no llegaban lejos en la competición, seguía siendo valioso participar.

"Creo que les impulsa a ser como: 'Vale, se aprende del fracaso, así que no pasa nada'. Mira lo lejos que has llegado", dice. "Es mejor que no hacer nada".

La competencia desempeña otro papel importante, según Harrell. Es vital, dijo, elevar la variedad de idiomas que hablan los estudiantes del PfISD para mostrarles a ellos y a sus familias cómo enriquece a sus comunidades escolares.

"Tener un concurso de deletreo que promueva el desarrollo académico [de los estudiantes] es realmente importante", dijo. "Y realmente les muestra que lo que traen a la mesa - que el lenguaje, a veces su lengua materna o su lengua de herencia - se valora aquí en nuestro distrito".

Dentro del ISD de Pflugerville, los estudiantes hablan más de 100 idiomas. Los tres principales son el inglés, el español y el vietnamita. En los últimos años, el número de estudiantes bilingües emergentes matriculados en el distrito ha aumentado significativamente. Un estudiante bilingüe emergente es aquel que está en proceso de aprender inglés y tiene otro idioma primario.

Los datos proporcionados por el distrito muestran que en 2021, 5,300 estudiantes eran considerados bilingües emergentes. Ahora esa cifra es de 7,538, lo que supone un aumento del 42% en la población estudiantil bilingüe emergente. Aproximadamente el 70% de esos estudiantes son hispanohablantes.

Otros distritos escolares del centro de Texas también están viendo crecer su población estudiantil bilingüe emergente. El ISD de Liberty Hill, a las afueras de Austin, ha visto aumentar su número de estudiantes bilingües emergentes en más de un 300% en los últimos cinco años. En Texas, en su conjunto, una quinta parte de los 5.5 millones de alumnos de las escuelas públicas del estado se consideran bilingües emergentes.

Harrell dijo que le gustaría ayudar a otros distritos del centro de Texas a poner en marcha concursos de deletreo en español.

"Me encantaría ayudar a cualquier distrito de nuestra zona que estuviera dispuesto a iniciar un concurso de deletreo en español en su distrito", dijo. "Es una gran manera de promover el español dentro de sus programas de lenguaje dual".

La competición de este año en Pflugerville fue muy reñida y se decidió entre dos estudiantes de Copperfield Elementary: Luis y Alisson.

Luis y Alisson, el ganador y la subcampeona del concurso de deletreo en español, posan para una foto después de la competencia con otros estudiantes y personal del ISD de Pflugerville.
Becky Fogel
/
KUT
Luis y Alisson, el ganador y la subcampeona del concurso de deletreo en español, posan para una foto después de la competencia con otros estudiantes y personal del ISD de Pflugerville.

Luis, que está en quinto curso, ganó al deletrear correctamente la palabra "piragüismo".

"Me sorprendió mucho ganar. Nunca esperé que pasara esto", dijo. "Estoy muy contento".

La directora de Copperfield Elementary, Georgie Arenaz, dijo que era emocionante que alumnos de su escuela quedaran primero y segundo.

"No habíamos sido primeros o segundos en 11 años. Así que ha tomado mucho tiempo, mucha práctica - todo depende de su arduo trabajo y de su coach, Doris Espinoza", dijo.

Luis contó que practicaba todos los días de la semana para prepararse para el concurso de deletreo. Miraba una palabra, cerraba los ojos, la deletreaba y volvía a mirarla para comprobarlo. También dijo que las escribía.

Aunque Luis parecía tranquilo y sereno en el escenario, dijo que en realidad estaba nervioso.

"Me latía el corazón", dijo.

Con su victoria, Luis pasa automáticamente al Concurso Nacional de Deletreo en Español, que se celebrará en El Paso en junio. El distrito pagará su asistencia, la de su coach y la de uno de sus padres o tutores.

"Estoy entusiasmado. Nunca había ido a El Paso", dijo.

Luis, con una sonrisa radiante, también dio las gracias a sus profesores, a su coach, a sus padres y a sus amigos por el apoyo.

Traducido por Maria Arce

Becky Fogel is the education reporter at KUT. Got a tip? Email her at rfogel@kut.org. Follow her on Twitter @beckyfogel.
Related Content