Funcionarios De Travis Lucharán Contra La Orden De Abbott Que Limita La Entrega Del Voto Por Correo

Oct 2, 2020

Read this story in English.

Funcionarios del condado de Travis dicen que planean luchar contra la orden del gobernador Greg Abbott de limitar el número de lugares donde los votantes pueden entregar en mano las papeletas de voto por correo.

Abbott anunció la orden este jueves, el mismo día que los funcionarios electorales locales habilitaron los sitios de entrega.

"Bajo esta proclamación, a partir del 2 de octubre de 2020, las boletas de voto por correo que son entregadas en persona por los votantes elegibles para votar por correo deben ser entregadas en un solo lugar de la oficina del secretario de votación anticipada como públicamente designó el secretario de votación anticipada del condado", dijo Abbott en una declaración.

La secretaria del condado de Travis, Dana DeBeauvoir, dijo que el condado ha establecido cuatro sitios para que los votantes entreguen en mano sus boletas. Llamó a la orden "muy desafortunada" y dijo que planea "desafiar al gobernador" y su esfuerzo por cerrar tres de esos sitios.

"No sé qué va a pasar con la orden del gobernador hasta que lleguemos al punto de que pueda hablar de ello en el tribunal", dijo. "Mientras tanto, seguiré escuchando lo que el fiscal del condado me diga que es lo apropiado para el secretario del condado. Y seguiremos esas recomendaciones".

Debido a la orden, más tarde tweeteó, que sólo un sitio estaría abierto para que la gente deje las boletas el viernes: 5501 Airport Blvd.

Otros condados, incluyendo el de Harris, abren un número de sitios de entrega de boletas para los votantes en medio de la preocupación que ha generado el Servicio Postal de los Estados Unidos.

Se espera que un número sin precedentes de tejanos voten por correo este año, en particular las personas con discapacidad, los mayores de 65 años o los que pertenecen a alguna de las otras categorías limitadas que permite el estado.

En las pasadas elecciones presidenciales, dijo DeBeauvoir, su oficina recibió un promedio de 27,000 solicitudes de boletas de voto por correo. En lo que va de año, ha recibido 71,000, dijo.

Las preocupaciones sobre posibles problemas de USPS en el manejo de este aumento de votos por correo, obligó a funcionarios electorales locales en los condados más poblados a presentar más opciones para las personas que planean votar por correo en las próximas elecciones.

Estos sitios de entrega en mano, o sitios de entrega en persona, fueron algunas de las soluciones.

DeBeauvoir dijo que la repentina desaprobación de Abbott de estos sitios está "dirigida" a los condados urbanos, que tienden a ser fuertemente demócratas.

"Este es un intento deliberado de manipular la elección", dijo. "Si el gobernador estuviera realmente preocupado por este asunto, podría haber detenido este programa hace más de un mes o contactado a los condados urbanos que están haciendo lo mismo que el Condado de Travis".

En respuesta a la orden del gobernador, los demócratas de Texas llamaron a los republicanos "tramposos".

"Los republicanos están a punto de perder, así que el gobernador Abbott está tratando de ajustar las reglas a último momento", dijo el presidente del Partido Demócrata de Texas, Gilberto Hinojosa, en un comunicado. "El gobernador Abbott y los republicanos de Texas están asustados. Estamos creando un movimiento que los vencerá en las urnas el 3 de noviembre, y no hay nada que estos tramposos puedan hacer al respecto".

El único congresista demócrata de Austin, Lloyd Doggett, calificó la orden de Abbott como un "escandaloso acto de supresión de votantes" dirigido a afectar la elección.

"Este sabotaje no se trata de la seguridad de las elecciones", dijo en una declaración. "Se trata de la inseguridad política republicana". Con más de un mes para enviar [las boletas], el voto por correo sigue siendo la forma más segura de participar".

En su declaración, Abbott dijo que la orden era un esfuerzo para mejorar los "protocolos de seguridad de las boletas" para el voto por correo, aunque no ofreció ninguna evidencia de que el hecho de tener varios sitios afectaría la seguridad de las mismas.

"El Estado de Texas tiene el deber con los votantes de mantener la integridad de nuestras elecciones", dijo Abbott. "Mientras trabajamos para preservar la capacidad de los tejanos para votar durante la pandemia del COVID-19, debemos tener especial cuidado en fortalecer los protocolos de seguridad de las boletas en todo el estado". Estos protocolos de seguridad mejorados garantizarán una mayor transparencia y ayudarán a detener los intentos de votación ilegal".

¿Tienes un tip noticioso? Envía un correo electrónico a Ashley Lopez a alopez@kut.org. También puedes seguirla en Twitter en @AshLopezRadio.

Si has encontrado valioso el reportaje anterior, por favor considera hacer una donación para apoyarlo. Tu aportación paga todo lo que encuentres en KUT.org. Gracias por donar hoy.

Las traducciones de contenido selecto de KUT son posibles gracias al apoyo financiero de Texas Mutual Insurance Company, un proveedor de compensación de trabajadores.