Austin's NPR Station
Play Live Radio
Next Up:
0:00
0:00
Available On Air Stations
En Español

‘Es Hora De Abrir Texas Al 100 Por Ciento,’ Dice Gobernador Greg Abbot

El Gobernador de Texas, Greg Abbott.
Gabriel C. Pérez
/
KUT
El Gobernador de Texas, Greg Abbott, dirige una discusión sobre las prioridades en seguridad pública durante mesa redonda el 21 de enero, en Austin.

Read this story in English.

Greg Abbott, gobernador de Texas, anunció que quitará las medidas que limitan la cantidad de gente que puede haber dentro en un establecimiento o negocio y la que indica que personas en Texas deben usar cubrebocas en espacios públicos. Estas medidas habían sido emitidas a nivel estatal, a través de órdenes ejecutivas.

“A partir del próximo miércoles, todo y cualquier tipo de negocio, puede abrir al 100%,” dijo Abbott en conferencia de prensa.

El gobernador dijo que los negocios podrán limitar el cupo de personas o “implementar medidas de seguridad adicionales” si así lo desean. Además, los condados podrán restringir el cupo si es que las tasas de hospitalizaciones por COVID-19 sobrepasan el 15% durante siete días consecutivos.

Sin embargo, Abbott señaló que oficiales de gobierno no podrán “imponer multas de ningún tipo” contra texanos que se nieguen a usar cubrebocas en un negocio que falle en “asegurar que los clientes o empleados se pongan cubrebocas.”

“Bajo ninguna circunstancia podrán los jueces de condados encarcelar a alguien por no seguir órdenes de COVID y no se podrá penalizar a quien no use cubrebocas,” agregó.

El gobernador dijo que los jueces de condados pueden limitar la capacidad de los negocios si es que los contagios por coronavirus llegan a superar el margen de 15%. Sin embargo, la restricción no puede limitar el cupo por debajo del 50%.

“A estas alturas… ni la gente ni los negocios necesitan que el estado les diga cómo operar,” dijo Abbott.

Lee aquí la orden del gobernador.

Mientras que, durante las últimas semanas, el estado ha visto una reducción en nuevos casos y muertes relacionadas al virus, Texas sigue siendo de los estados más lentos en desplegar vacunas. Actualmente, de una lista de todos los estados, territorios y protectorados que han inmunizado proporcionalmente a su población, Texas ocupa el lugar 53. Poco más del 12% de la población ha recibido una dosis de la vacuna en el estado, y solo el 6% ha recibido ambas dosis, de acuerdo a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Durante la semana pasada, el Departamento Estatal de Servicios de Salud de Texas anunció que había recibido el cargamento de vacunas más grande de las últimas 12 semanas y hasta el momento se han administrado más de 5 millones de dosis.

Líderes en ciudades y condados de Texas están preocupados por la posibilidad de que haya un incremento de contagios y muertes por COVID-19 como resultado de la orden de Abbott, ya que ese fue el caso cuando él eliminó restricciones a negocios durante octubre del año pasado.

Yo creo que esto es prematuro. Creo que es posible que hayan personas que mueran por esto. Creo que vamos a ver un incremento en casos de COVID-19, y como siempre, serán las personas de bajos ingresos y la gente de color quienes padezcan por esto.
Representante Estatal Eddie Rodriguez

Momentos antes de que Abbott hiciera su anuncio, la principal autoridad médica de Austin, dijo que esto podría llevar a un “incremento sustancial.”

“El peligro que enfrentamos al quitar algunas de estas restricciones, particularmente la de usar cubrebocas … ciertamente podría llevar a un incremento cuando estamos pasando por un momento en que podríamos reducir drásticamente las cifras,” dijo Dr. Mark Escott, director médico interino de Salud Pública de Austin.

Andy Brown, juez del condado de Travis, y Steve Adler, alcalde de Austin, publicaron una carta antes de la conferencia de prensa de Abbott, pidiéndole que no eliminara las medidas.

Clay Jenkins, juez del condado de Dallas, pide al público que continúen usando cubrebocas. Tuiteó que hay que “ponerle atención a lo que dicen los doctores, los hechos y la ciencia para seguir estando a salvo, y no a lo que el gobernador dice que es legal.”

Lina Hidalgo, jueza del condado de Harris reiteró el llamado para que residentes de Texas sigan usando cubrebocas. “Esto ahora cae sobre nosotros,” dijo.

Sylvester Turner, alcalde de Houston, y Ron Nirenberg, alcalde de San Antonio también expresaron rechazo contra la decisión del gobernador. Sugirieron que la nueva medida no está respaldada por información científica y la calificaron como un “gran error.

Eddie Rodriguez, representante estatal del área de Austin dijo que esto es una “distracción peligrosa” de las críticas contra el gobierno estatal por la respuesta a los daños de la tormenta invernal.

“Yo creo que esto es prematuro. Creo que es posible que hayan personas que mueran por esto. Creo que vamos a ver un incremento en casos de COVID-19, y como siempre, serán las personas de bajos ingresos y la gente de color quienes padezcan por esto.”

Mientras que las nuevas órdenes supeditan las restricciones en los condados y ciudades de Texas, el uso de cubrebocas seguirá vigente en propiedad federal y transporte público. Capital Metro anunció que continuarán apegándose a lineamientos federales y seguirán requiriendo que los pasajeros usen cubrebocas.

Mira la conferencia de prensa de Greg Abbott:

Gov. Abbott to share 'exciting' news in statewide announcement

Si has encontrado valioso el reportaje anterior, por favor considera hacer una donación para apoyarlo. Tu aportación paga todo lo que encuentres en KUT.org. Gracias por donar hoy.

Las traducciones de contenido selecto de KUT son posibles gracias al apoyo financiero de Texas Mutual Insurance Company, un proveedor de compensación de trabajadores.

Related Content