Austin's NPR Station
Play Live Radio
Next Up:
0:00
0:00
0:00 0:00
Available On Air Stations

Una republicana de Texas dice que prohibir los colegios electorales es una cuestión de seguridad. Los estudiantes no se lo creen.

A flag in front of a Texas State University building says "Vote."
Gabriel C. Pérez
/
KUT
Un centro de votación, en el campus de la Universidad Estatal de Texas durante las elecciones de 2020.

Read this story in English

La representante estatal Carrie Isaac presentó un proyecto de ley el mes pasado que busca prohibir que los condados pongan centros de votación en los campus universitarios. La legisladora republicana dice que el objetivo del proyecto de ley es hacer que los campus universitarios sean más seguros, pero los estudiantes y los grupos de derechos de voto están presionando en contra de esa idea.

Isaac, que representa al condado de Comal y parte del condado de Hays, presentó el proyecto de ley 2390 (HB 2390) de la Cámara de Representantes a mediados de febrero, poco más de un mes después del inicio de la 88ª sesión de la Legislatura de Texas. Si los legisladores aprueban la medida, las universidades de Texas, que a menudo albergan centros de votación abiertos al público durante la temporada electoral, ya no podrían tenerlos.

"No creo que sea sensato que estemos invitando a nuestros campus universitarios a personas que de otro modo no tendrían nada que hacer allí", dijo Isaac. "Así que creo que deberíamos hacer todo lo posible para asegurarnos de que nuestros campus sean lo más seguros posible".

Isaac también planea presentar un proyecto de ley que prohíba los lugares de votación en los edificios de instituciones educativas K-12. Dijo que se sintió movida a actuar después de escuchar a los padres preocupados por la seguridad escolar.

Sin embargo, los estudiantes universitarios sostienen que el proyecto, de convertirse en ley, les privaría de sus derechos. Adriana Montoya, estudiante de tercer año de la Universidad Estatal de Texas, dijo que no se traga el argumento de que se trata de un tema de seguridad.

"Esto no tiene nada que ver con la seguridad escolar", dijo. "Esto tiene que ver con la supresión de votantes estudiantiles".

Montoya, que es la presidenta del grupo College Democrats de su campus, dijo que le parece hipócrita que un miembro del Partido Republicano argumente que prohibir los centros de votación mantendrá seguros a los estudiantes universitarios después de que el mismo partido impulsó un proyecto de ley de portación de armas en los campus universitarios a través de la Legislatura de Texas en 2015.

"Parece que están de acuerdo con las armas en los campus, pero los lugares de votación es donde trazan la línea", dijo.

Isaac, que fue elegida en 2022 para representar al Distrito 73 de la Cámara de Texas, no formaba parte de la Legislatura cuando se aprobó la portación de armas en el campus.

Joan Burd, estudiante de último año en la Universidad Estatal de Texas, dijo que no ve los centros de votación en el campus como un problema de seguridad. Burd ha trabajado como secretaria electoral del condado de Hays durante los últimos cuatro años.

"En mis años trabajando aquí en el centro de votación de la universidad, no me he sentido preocupada por mi seguridad", dijo.

Burd dijo que los estudiantes universitarios a menudo se sienten más seguros votando en el campus porque están familiarizados con él y se sienten cómodos allí.

"También hay muchos jóvenes que son homosexuales o que tienen discapacidades o problemas de salud mental, y el centro de votación es un lugar seguro en el campus", dijo. "Muchas de estas personas no se sienten necesariamente seguras saliendo a San Marcos porque es una zona nueva, pero el campus es un lugar de relativa seguridad".

Montoya y Burd ambos dijeron que piensan que la legislación de Isaac haría más difícil a los estudiantes poder participar en las elecciones. Muchos no tienen acceso a vehículos y ya luchan para encontrar el tiempo entre las clases para emitir un voto, dijeron. Montoya añadió que obligar a los estudiantes a averiguar cómo salir del campus para votar crea una barrera innecesaria.

"No deberías tener que averiguar qué es la democracia. No deberías tener que averiguar cómo participar en tu gobierno", dijo. "Debería ser fácil y accesible".

Isaac dijo que no cree que su legislación dificulte el voto de los estudiantes. Sugirió que se podrían proporcionar autobuses para ayudar a los estudiantes para llegar a los lugares de votación fuera del campus.

"Tengo plena confianza en que nuestros jóvenes adultos podrán votar sin importar dónde se encuentren los centros de votación", dijo.

“Si se trata de retirar colegios electorales de los campus universitarios, se puede alegar la razón que se quiera, pero probablemente no se quiere que voten los universitarios".
Jack Lobel, portavoz de Votantes del Mañana

Los estudiantes del Estado de Texas han luchado anteriormente para aumentar el acceso a la votación en los campus. Ya en 2018, el Tribunal de Comisionados del Condado de Hays, controlado por los republicanos, limitó la votación anticipada en los campus a un plazo de tres días. Pero decidieron reabrir el lugar de votación después de que los grupos de derecho al voto amenazaran con demandar. La universidad tenía más de 38,000 estudiantes en ese momento.

Montoya dijo que la Universidad Estatal de Texas sigue creciendo y que la conversación debería centrarse en aumentar el número de colegios electorales en el campus, no en eliminarlos. La universidad tuvo un récord de inscripción de estudiantes de primer año el otoño pasado con 7,573 estudiantes, un 14% más que el año anterior.

"Creo que estamos en un punto en el que tenemos que hablar de múltiples lugares de votación, no sólo de uno y definitivamente no de cero", dijo.

En contraste con el proyecto de ley de Isaac, la representante estatal Gina Hinojosa, demócrata de Austin, ha presentado una legislación en esta sesión para exigir a los condados que pongan lugares de votación en los campus con 8,000 o más estudiantes.

Montoya dijo que los jóvenes, especialmente los jóvenes de color, están ayudando a impulsar el crecimiento de Texas.

"Es increíblemente esencial que estas personas que son responsables del crecimiento de Texas puedan tener voz", dijo. "Porque somos los que nos vamos a quedar con las ganas".

La ley HB 2390 podría enfrentarse a desafíos legales

Los grupos de defensa del derecho al voto están condenando la propuesta de Isaac que busca prohibir los colegios electorales en los campus universitarios. Voters of Tomorrow (Votantes del Mañana), un grupo no partidista centrado en la Generación Z, ha dicho que demandará si su proyecto de ley se convierte en ley de Texas.

"Votantes del Mañana está preparado para emprender acciones legales si este proyecto se convierte en ley porque es una clara violación de los derechos de voto de los jóvenes", dijo el portavoz del grupo, Jack Lobel.

Describió la legislación de Isaac como "indignante".

"Si estás eliminando los centros de votación de los campus universitarios, puedes dar la razón que quieras, pero probablemente no quieres que los estudiantes universitarios voten", dijo.

El Proyecto de Derechos Civiles de Texas también está siguiendo la HB 2390 en esta sesión.

"Quiero dejar claro que este proyecto de ley no se trata de la seguridad de los estudiantes, pero se trata de negar a los estudiantes el derecho al voto", dijo el Coordinador de Alcance del Derecho al Voto Miguel Rivera.

Según dijo, el Proyecto de Derechos Civiles de Texas está listo para luchar contra el proyecto de ley en cada paso del camino si los legisladores estatales avanzan con él. Añadió que los estudiantes universitarios de la Universidad Estatal de Texas y la Universidad de Texas A&M han estado abogando por un mayor acceso a los lugares de votación en los campus.

El Texas Tribune informó el año pasado que los estudiantes de Texas A&M acusaron a los comisionados del condado de Brazos de cometer supresión de votantes después de que trasladaron un lugar de votación anticipada del Memorial Student Center en el campus al Consejo de la Ciudad.

"Ver el movimiento que los estudiantes han tenido en el campus de la Universidad Estatal de Texas y en el campus de Texas A&M, y en todo el estado, es muy indicativo de dónde están los deseos de los estudiantes legislativamente y cuánto difieren de lo que están presentando nuestros líderes", dijo Rivera.

¿Cómo afectaría el proyecto de ley a los funcionarios electorales del condado? 

Los campus universitarios y las escuelas públicas a menudo se utilizan como lugares de votación porque son convenientes y ampliamente conocidos, según la Secretaria del Condado de Travis Dyana Limon-Mercado. El condado de Travis, vecino del condado de Hays y sede de la UT de Austin, tuvo 38 centros de votación en escuelas K-12 y cuatro en campus universitarios durante las elecciones de noviembre de 2022.

"Nuestras escuelas K-12 se basan en gran medida en el vecindario y generalmente son bastante conocidas en la comunidad, de fácil acceso en términos de acceso a la calle, acceso para discapacitados y la cantidad de espacio y electricidad requerida para albergar un centro de votación", dijo Limon-Mercado.

Del mismo modo, los campus universitarios son fácilmente accesibles para los estudiantes, así como para el profesorado y el personal que trabaja en ellos. El pasado noviembre, 15,617 personas votaron por adelantado en los cuatro colegios electorales del condado de Travis situados en campus universitarios. Otras 3,548 personas utilizaron esos lugares para votar el día de las elecciones.

Limon-Mercado, que es demócrata, cree que la HB 2390 pretende privar de derechos a los votantes jóvenes.

"Nosotros, como país, deberíamos alentar a los jóvenes que están heredando el futuro de nuestro estado a tener voz en las políticas que están dando forma a nuestro estado", dijo.

Students wait in line to vote at a polling center on the UT Austin campus during the 2018 midterm elections.
Salvador Castro for KUT
Estudiantes hacen fila para votar en un centro de votación en el campus de UT Austin durante las elecciones de mitad de período de 2018.

Limon-Mercado dijo que ha visto una demanda de más centros de votación en los campus universitarios.

"Sería una pena quitar ese acceso no solo a los jóvenes y estudiantes, sino también a las comunidades a las que sirven esas instituciones", dijo.

¿Y ahora qué? 

Para que el proyecto de ley de Isaac que prohíbe los centros de votación en los campus universitarios avance durante la sesión legislativa, primero tendría que ser asignado a un comité. Ese comité podría celebrar una audiencia sobre el proyecto de ley. Ninguna de esas cosas ha sucedido todavía.

Su legislación para evitar que los condados instalen centros de votación en las escuelas públicas y chárter aún no se ha presentado.

Isaac dijo que ella también está en el proceso de elaboración de proyectos de ley para ampliar el programa de alguacil de escuela, que permite a ciertos empleados de escuelas portar armas de fuego dentro de las escuelas K-12.

"Me gustaría ampliarlo a los militares y agentes de paz para poder ser voluntario en nuestros campus escolares", dijo.

La sesión legislativa actual finaliza el 29 de mayo.

Traducido por María Arce

Becky Fogel is the education reporter at KUT. Got a tip? Email her at rfogel@kut.org. Follow her on Twitter @beckyfogel.
Related Content