Austin's NPR Station
Play Live Radio
Next Up:
0:00
0:00
Available On Air Stations
En Español

El Paso y Buffalo sufren crímenes de odio casi idénticos

 A rose bush with large pink flowers in bloom is among the plants surrounding the Healing Garden at Ascarate Park honoring victims of the Walmart mass shooting in El Paso.
Angela Kocherga
/
KTEP
Un rosal con grandes flores rosadas en flor se encuentra entre las plantas que rodean el Jardín de Sanación en el Parque Ascarate en honor a las víctimas del tiroteo masivo en Walmart en El Paso.

Read this story in English

El Paso celebró una vigilia con velas por los 10 clientes negros asesinados durante un tiroteo masivo en una tienda de comestibles en Buffalo. Decenas de personas se reunieron para mostrar su solidaridad con las víctimas de Buffalo, sus familias y los sobrevivientes. La vigilia de este domingo comenzó al anochecer en un jardín de sanación creado para honrar a las víctimas del tiroteo masivo de Walmart en El Paso.

Aunque hay casi 2,000 millas y tres años de diferencia, las circunstancias de los ataques racistas en cada ciudad son casi idénticas.

"Me parece extraño que haya sido casi exactamente lo mismo. Por supuesto, me ha hecho revivir algunos sentimientos", dijo Tito Anchondo. Su hermano y su cuñada murieron en el tiroteo masivo de Walmart en 2019.

Adria González tuvo un flashback tras conocer el tiroteo de Buffalo. "La ansiedad se disparó. Volvieron los recuerdos de esa mañana dentro del tiroteo de Walmart el 3 de agosto", dijo González. Ella ayudó a algunos clientes mayores a escapar a la parte trasera de la tienda mientras un hombre de entonces 21 años abría fuego.

Los crímenes de odio de El Paso y Buffalo son sorprendentemente similares. Ambos tiradores acusados en cada uno de los ataques viajaron horas para llegar a su objetivo: supermercados llenos de compradores un sábado. Y ambos eran jóvenes blancos publicaron en Internet mensajes llenos de odio antes de cometer sus mortales atentados.

“Fue una sensación muy inquietante que alguien repitiera algo tan similar", dijo el juez del condado de El Paso, Ricardo Samaniego.

Más que lobos solitarios, los presuntos asesinos podrían considerarse imitadores, que aprenden unos de otros. En su escrito, el neoyorquino de 18 años detenido por el tiroteo de Buffalo se refería al tejano acusado de los asesinatos de El Paso. Ambos presuntos pistoleros escribieron que también se inspiraron en otro tiroteo masivo racista en Christchurch, Nueva Zelanda.

"Cuando sucede una y otra vez, ahora, provoca un impacto mayor porque cada uno construye sobre el otro cómo se siente la gente", dijo Samaniego.

Aunque los crímenes de odio de El Paso y Búfalo comparten similitudes, las familias de El Paso saben que cada vida perdida se llora de forma individual. La curación es personal.

González se ha centrado en una nueva vida. Cumplió un objetivo que se fijó justo después del tiroteo masivo. "Dije que iba a quedar embarazada y que no iba a perder la esperanza".

Su niña nacerá en octubre y ya ha elegido un nombre. "Victoria, es una bendición, un bebé milagro", dijo González.

Anchondo está ayudando a criar a su sobrino de 3 años que sobrevivió al ataque de Walmart. Andre Anchondo, de 24 años, y Jordan Anchondo, de 25, murieron protegiendo a su hijo, que entonces era un bebé.

Tito Anchondo también ayudó a fundar la sección de El Paso de Sobrevivientes del Crimen por la Seguridad y la Justicia, una organización sin fines de lucro que ayuda a las familias de las víctimas y los sobrevivientes.

Muchas de esas familias siguen esperando que se haga justicia.

"Están ansiosos por el hecho de que ya van a cumplirse tres años, y no han oído nada concreto sobre el juicio", dijo Samaniego.

El acusado de disparar se enfrenta a múltiples cargos de asesinato y delitos de odio. No se ha fijado una fecha para el juicio federal, según la oficina del fiscal del distrito occidental de Texas. La oficina del fiscal del distrito de El Paso no proporcionó ninguna actualización sobre ese juicio a pesar de las repetidas solicitudes de KTEP.

El Paso ha seguido adelante con los esfuerzos para honrar las vidas perdidas en el ataque. Samaniego encabezó la construcción de un jardín de sanación que se inauguró en el Parque Ascarate en el segundo aniversario del tiroteo masivo del año pasado.

Un muro con 23 placas, cada una de ellas con el nombre de una víctima del tiroteo de El Paso, es la pieza central del tranquilo entorno que incluye agua que cae suavemente en cascada desde pequeñas fuentes. El jardín incluye 23 cipreses italianos y rosales ahora en plena floración.

"Creo que ese es el otro mensaje: crear algo no sólo para ellos sino para que toda la comunidad pueda sanar, creo que fue muy útil para nosotros", dijo Samaniego.

Copyright 2022 KTEP. Para ver más, visita KTEP.

Si has encontrado valioso el reportaje anterior, por favor considera hacer una donación. Tu aportación paga todo lo que encuentres en KUT.org. Gracias por donar hoy.

Las traducciones de contenido selecto de KUT son posibles gracias al apoyo financiero de Texas Mutual Insurance Company, un proveedor de compensación de trabajadores.

Related Content